¡Por un mundo más justo!


«Feminismo(s) es la idea radical de que las mujeres somos personas» (Marie Shear)

Hoy es 8 de Marzo y las reivindicaciones feministas toman forma de manifestación, pancartas , ejes y gritos. Hoy, a través de esta publicación, queremos sumarnos a las luchas por la consecución de la igualdad real.

Sin embargo, pensamos que la transformación no se consigue con una acción puntual sino con un cambio progresivo y asentado en dinámicas diarias. Y nos preguntamos si nuestras prácticas en Guías favorecen la igualdad de género.

Si echamos la mirada hacia atrás, podemos escuchar a nuestras antiguas Guías rompiendo con sistemas basados en la subordinación de las mujeres. Recordamos las palabras de Maríta Abrisqueta, la primera Guía en España:

Así plasmaba las metas alcanzadas hasta entonces en la mencionada carta dirigida a las Guías y fechada en San Sebastián el 19 de noviembre de 1984:

Nos queda el orgullo de haber mantenido el Guidismo durante 55 años siendo

las primeras en muchas cosas:

Las primeras en no recibir órdenes ni ayudas de ningún gobierno y de haber

vivido de las cuotas de nuestros miembros, sin recibir subvenciones de nadie.

Las primeras interconfesionales, integrando miembros de otras religiones, cosa

que nos costó una gran lucha con las autoridades de algunas diócesis y de algunas

órdenes religiosas, pero que al final comprendieron, por lo que fuimos las primeras

ecuménicas.

Las primeras que acampamos solas.

Las primeras en librarnos de la tutela masculina.

Y las primeras en acudir a conferencias, reuniones y campamentos en el

extranjero.

Las veteranas podéis estar satisfechas de haber practicado siempre un Guidismo

de acuerdo con Baden Powell y con la Asociación Mundial. Esto nos basta para sentirnos orgullosas de ello.

 

(GARCÍA RODRÍGUEZ  / VITTORIA AURORA BOSNA, 2009 )

 

Hoy se articula una huelga organizada en cuatro ejes:

  • Eje de cuidados
  • Eje estudiantil
  • Eje laboral
  • Eje de consumo

Y dentro de estos ejes se plantean, de forma interseccional, cuestiones que nos atraviesan, que son:

Violencias, cuerpos, fronteras y economía

Os planteamos un ejercicio de reflexión a través de la siguiente pregunta: ¿Qué puntos de unión existen entre la Ley Guía y las reivindicaciones feministas? ¿Cómo atraviesa el feminismo a nuestro grupo, a los individuos que lo componen y a nuestras propias prácticas?

Por ejemplo… se nos ocurre pensar que

    El punto de la ley Guía “El deber de la Guía es ser útil y ayudar a las demás personas” se relaciona con el concepto de sororidad acuñado por Marcela Lagarde

La sororidad es una experiencia de las mujeres que conduce a la búsqueda de relaciones positivas y a la alianza existencial y política, cuerpo a cuerpo, subjetividad a subjetividad con otras mujeres, para contribuir con acciones específicas a la eliminación social de todas las formas de opresión y al apoyo mutuo para lograr el poderío genérico de todas y al empoderamiento vital de cada mujer. […] Sumar y crear vínculos. Asumir que cada una es un eslabón de encuentro con muchas otras y así de manera sin fin (Lagarde, Pacto entre mujeres)

Una práctica concreta en la que adquiere forma es nuestra máxima compartida de

la mayor cuida de la pequeña”.

Os dejamos la Ley Guía por si os animáis a observar las relaciones profundas existentes entre esta y los postulados feministas.

  •    La Guía es persona que cumple su palabra y en quien se puede confiar .
  •    La Guía es fiel a sus principios
  •    El deber de la Guía es ser útil y ayudar a las demás personas
  •    La Guía es amiga de toda persona y hermana de toda Guía Scout.
  •    La Guía es cortés.
  •    La Guía ama, convive y defiende la Naturaleza: 
  •    La Guía es democrática.
  •    La Guía es alegre y optimista.
  •    La Guía es sencilla y económica.
  •    La Guía trabaja por la libertad, la paz, la igualdad y el respeto a las demás personas.